Descubriendo Cantabria: Castro Urdiales.

Castro Urdiales es una ciudad y municipio costero situado en el extremo oriental de Cantabria (España).

Tiene un tercio de sus límites fronterizos con el País Vasco (municipios de Sopuerta, Musquis, Arcentales y Trucios) y el resto con el mar Cantábrico y los municipios de Guriezo y Liendo (apenas la línea Oriñón-Sonabia como punto de contacto).

Este domingo, gracias a l’Atelier de Jackie Rueda del que ya os he hablado algo (¡y os hablaré más!), nos fuimos, cámara en mano, a recorrer su parte más antigua, la que la vio nacer.

Como siempre que cuelgo aquí imágenes de sitios nuevos, os pongo alguna explicación, por si os interesa y, algún día, os animáis a conocerlo también.

Castro Urdiales vive como un pueblo de costa, con playas y puerto, y es uno de los tantos pueblos por donde atraviesa el Camino de Santiago, más específicamente, el Camino del Norte, que parte de Irún y termina en Santiago de Compostela, Galicia.

Cada día ve pasar peregrinos, ya sea a pie o en bicicleta, algunos pasan sin siquiera pararse, otros, se detienen, mojan sus pies cansados en la playa, o, si el tiempo acompaña, recorren el puerto, la parte más vieja y turística de la ciudad, y sacan algunas fotos, rápido, sin perder tiempo, antes de que caiga la noche y no encuentren albergue, tratando de capturar cada sitio de su viaje, ese que recordarán por siempre.

Una de las primeras cosas que llamó mi atención al llegar al puerto, fue ver cómo convivían los barcos anclados, los hierros de un pequeño astillero, el mar, los peces y las personas. Justo al pie de la Iglesia Santa María, iglesia construída en el siglo XIII, se extiende una pequeña explanada por donde bajan los barcos y donde, la gente, se tumba al sol como si de una auténtica playa se tratara.

El aire ya es frío y el verano llega a su fin, pero, todavía, se puede ver a alguien con su toalla y su bañador, disfrutando del Sol antes de que llegue el largo invierno.

Algo que me gustó también, fue ver como se funden edificios antiquísimos con los chalets tan modernos, apenas construidos este mismo año, pero especialmente me gustó como se mezclan barcos pesqueros “de toda la vida”, con yates y barcos familiares, de aquí y de allí, de visita en la ciudad.
Quieren hacer un puerto deportivo, pero “¡la Bahía ni tocar!”, por lo que, de momento, la ciudad ha crecido enormemente, pero el puerto mantiene su forma original, sin estructuras ni pasarelas, simplemente con barcos salpicados por aquí y por allá.

La gente es lo que le da vida a una ciudad, me cuesta mucho fotografiar a personas desconocidas, pero una icudad no está completa sin su gente, así es que me armé de valor, hice un curso acelerado de actuación y disimulo, y me fui a la captura.
Aquí os dejo algunas fotos de la vida del lugar 🙂

Espero que os hayan gustado : )

Si queréis saber más sobre Castro Urdiales podéis leer AQUÍ o AQUÍ, (o indagar más por internet ;P )

Anuncios

6 comentarios to “Descubriendo Cantabria: Castro Urdiales.”

  1. superjau Says:

    Buenas!! Soy el director del diario online de Castro Urdiales “MUCHOCASTRO.COM” me ha gustado mucho la anotación.

    Un saludo y esperamos que vuelvas por Castro con un poco más de tiempo para disfrutarlo como se merece!

    • solcreciendojuntos Says:

      ¡Hola!
      Me alegra que te haya gustado la entrada, Castro Urdiales es precioso, merece la pena visitarlo.
      Muchas gracias por el comentario, gracias a él he podido llegar a “muchocastro.com” y me ha gustado mucho, ¡me lo guardo!
      Un saludo y gracias otra vez.

  2. Maribel Carrillo Says:

    Hola Sol como te habia dicho me encantan tus fotos que rico haberte descubierto en el Atelier y mirando tu blog me di cuenta que tu tambien eres odóntologa, wow que casualidad yo tambien pero desde que me mude a Canada hace dos años no la he ejercido ( y la extraño mucho) por eso me he inventado y he tratado de dedicarme a hacer cosas que tambien disfruto mucho como tomar fotos.
    Acabo de tener una bebe y me siento muy identificada con lo del tema crianza con apego, he estado leyendo sobre el tema aunque no soy la mas informada.
    Que tengas un buen dia.

    • solcreciendojuntos Says:

      ¡Hola Maribel! ¡Qué lindo leerte por aquí!

      A mi también me gustan mucho tus fotos y me alegra haber coincidido contigo en el Atelier, disfruto de tus fotos, tus peripecias con tus princesas y tus comentarios, son siempre un placer.

      Yo hace ya 10 años que no ejerzo… Es una eternidad… No sé ni cómo se ha ido pasando el tempo de esta manera… Sí que lhe atendido pacientes en meses aislados, cuando viajaba a mi tierra natal, a mi querido Hospital de Emergencias, a la Sala de Guardia y al Servicio de Cirugía de la Municipalidad, donde tenía mi casa, ellos eran mi familia, no sabes lo que los he echado de menos… (y aún hoy…)
      Aquí me costó 4 años homologar el título, y, sin él, no se puede ejercer… Luego me convertí en mamá, y, eso se llevó todo mi tiempo. Ahora al fin tengo mi cámara de fotos nueva, y soy feliz sacando fotos : ) Pero el tema de mi carrera está siempre ahí…

      Me encantaría vivir más cerca, ¡creo que podríamos hablar mucho!

      Gracias por tu mensaje, me encantó leerte por aquí.
      Un abrazo fuerte.

      Sol.

  3. Patricia Says:

    que bellas fotos y bello lugar. Se siente tan lleno de vida

    saludos!


Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: