Portabebés en verano.

El otro día, en la charla que compartí con las Doulas de Rosario, una futura mamá me preguntó por el calor del verano y el uso de portabebés.

Donde vivo, en verano, realmente el calor es muy suave, completamente tolerable, con aire fresco aunque haga mucho sol, pero, en Rosario, al igual que en muchos otros sitios, el calor es importante y, junto con el porcentaje de humedad y/o la falta de brisa, hace que se sienta mucho y que se sude más.

Recuerdo la primera vez que estuve en el verano rosarino con mi pequeña de 3 meses y medio, había venido con un fular de algodón (un Indio) y una bandolera de algodón finita, especialmente pensada para el calor de la ciudad.

Sinceramente el fular se sentía como una manta abrasadora, sólo pude utilizarlo los días frescos o dentro de casa con el aire acondicionado, el resto de días, y en especial para paseos más largos por la calle, nuestra mejor aliada fue la bandolera. Creo que, con bebés pequeños que no pesan demasiado aún, para días agobiantes de calor, una bandolera de algodón, fina, (o un Tonga, en según qué momentos y circunstancias) es la opción ideal.

Pero la principal pregunta que surge es: ¿No pasará más calor el bebé en el portabebés? ¿No es mejor para los días de tanto calor llevarlo en un capazo o cochecito?

Pues no creo que sea tan así… Es verdad que el “cuerpo con cuerpo” genera mucho calor, pero, el plástico que conforma las sillas y capazos, por más “ventanitas” de respiración que tengan, dan muchísimo calor también…

Si tienes un bebé y lo has llevado en el “huevito” o el capazo un día de calor (incluso en la silla de seguridad del coche si no váis con suficiente aire (o a veces aún así) ) al levantarlo seguro que habrás notado que tiene la espalda empapada.

La mayoría de las veces la percepción de calor es más de la persona que lleva al bebé que del bebé, más aún cuando esta persona se encuentra en movimiento, en pleno calor, donde de por sí se siente aún más acalorada.
.
Esa sensación de percibir que el bebé puede estar pasando calor mejora cuando lo llevamos encima, porque lo tocamos y, en cierta forma también pensamos que ese calor que sentimos lo está sintiendo él también. Cuando están separados de nuestro cuerpo nosotros no lo notamos y, tal vez, estén pasando el mismo calor, o incluso más y ni nos damos cuenta.
Cuando los llevamos en portabebés sabemos cuándo el calor es excesivo y siempre estaremos a tiempo de detenernos, sacarlos un ratito, darnos un remojo si tenemos una piscina cerca, tomar algo fresco ambos o,  sin necesidad de sacarlo del portabebés, podemos sentarnos, bajar algo la tela, ofrecer el pecho y dejar que la brisa  nos refresque a ambos.
.
Recuerdo un viaje a las Cataratas del Iguazú en pleno mes de febrero (pleno verano), con la pequeña de 2 años siempre cargada en portabebés.
Hacía muchísimo calor, mucho, y mucha humedad.
Una vez más mi elección fue una bandolera de algodón fino, esta vez ultralarga de modo de poder llevarla con un nudo canguro a la espalda, para poder cargar el peso en los 2 hombros.
.
También me llevé un mei tai que diseñé exclusivamente para ese viaje, de loneta fuerte pero lo más fresca posible y con el cuerpo ligeramente curvado para permitir más entrada de aire.
.
Muchas veces terminamos las caminatas empapadas, las dos, pero ella estaba encantada, en ningún momento se sintió molesta ni se quejó del calor, y sé que enuna silla, agobiada de calor y lejos de mí, no hubiera aguantado ni la mitad. Eso sí, siempre tuvimos a disposición una botellita de agua y nunca faltó oportunidad para darnos una “ducha” refrescante con el spray de las caídas de agua, cosa que no hubiera sido igual de haber ido en silla, ¡y todo lo que nos hubiéramos perdido!, con los portabebés subimos a sitios que con silla hubiera sido imposible.
(AQUÍ puedes ver un vídeo de fotos de ese verano en Argentina, las de las Cataratas están al final ^_^)
.
Por eso, para mí, no sólo no son incompatibles el calor y los portabebés, sino que incluso pueden ser más recomendables. Tenemos a nuestro bebé cerquita y podremos reconocer sus signos de calor, incomodidad o decaimiento, más rápido que si va lejos de nosotros.
.
Sin embargo hay ciertas cosas que creo que hay que tener muy en cuenta a la hora de salir en pleno verano con el portabebés:
  • Evitar el sol directo, sobre todo con bebés recién nacidos y/o pequeños. Si es posible elege siempre la sombra de los árboles por la naturaleza o de los edificios por la ciudad. Si no es posible puedes llevarte un paraguas de modo de sombrilla : )
  • Vigilar el tipo de ropa que usas para él y para ti. Siempre serán mejores las fibras 100% naturales y frescas, como el algodón fino o el lino.
  • No sobreabrigar al bebé. Si de verdad hace calor con el pañal únicamente o un body sin mangas bien finito es suficiente, piensa que el portabebé le envolverá con una capa de tela (o más si es realmente necesario). Puedes llevarte otra camiseta (remerita) u otra ropa para cuando lo saques del portabebés.
  • Usar una camiseta que te cubra el pecho hasta donde el bebé apoya su cuerpo y cara o si llevas escote pon un pañuelo o paño de algodón entre tu cuerpo y el suyo. A no ser que se busque específicamente (con bebés prematuros o por problemas de lactancia o vínculo) en días de extremo calor es mejor evitar el piel con piel directo.
  • Hidratarse bien. Llevar siempre una botellita con agua fresca tanto para ti como para tu bebé, y, en caso de bebés chiquitines, ofrecer el pecho sin limitación para que pueda recuperar los líquidos que pudiera perder por sudoración.
  • Evitar salir en los horarios en los que el Sol se encuentra más fuerte. Elegir las primeras horas de la mañana y las últimas de la tarde.

Si te fijas, la mayoría de estos consejos, son los mismos que seguiríamos si usáramos silla/cochecito, son de sentido común y los que todos conocemos para evitar golpes de calor en sitios muy calurosos por lo que en realidad no son específicos de utilizar portabebés sino simplemente de convivir con el calor 🙂

Con respecto al tipo de portabebés es mejor escoger los más finos y de colores claros (todos sabemos que los colores oscuros absorben más rayos de Sol y por lo tanto dan más calor), y, con respecto al tipo de anudado los de menos capas.
.
Por ejemplo, con respecto a los portabebés, creo que van muy bien las bandoleras y tongas.
Además de ser los portabebés más frescos (bandoleras y tongas) pueden utilizarse en la playa o la piscina, especialmente las bandoleras diseñadas para el agua, que son de tela similar a los bañadores permitiendo que se sequen muy rápido. El Tonga es de algodón pero por su diseño liviano, en forma de red, también es buena opción para la playa y la piscina ya que, y en especial en sitios muy cálidos, se secan muy rápido también.
.
Con respecto a los fulares los de tejidos naturales como los 100% algodón creo que son los más apropiados (los elásticos que llevan lycra o elastán y dan más calor). También puedes optar por fulares con cáñamo en su composición (que otorgan termoregulador natural), y de ellos, si tu bebé aún no pesa mucho, mejor mientras más fino sea el tejido. Sin embargo, si tu bebé ya pesa mucho tal vez prefieras un fular más “compacto” para evitar tener que recurrir a nudos de más de una capa (para mejorar el soporte), siempre en verano son preferibles anudados de una sola capa, como los nudos canguro, tanto al frente, a la espalda o a la cadera ) este es el más fresco porque no envuelve tanto), o incluso una cruz envolvente (que incluso si tu bebé ya es mayor o tú ya tienes habilidad anudando, puedes anudarla bajo las nalgas y así tener menos tela rodeándote)  siempre que las tiras laterales se dejen “recogidas” a los lados.
.
También puede ser útil un mei tai de tela no muy gruesa y sin acolchado en el cuerpo o incluso alguna mochila ergonómica, aunque si de verdad hacer mucho calor, para mí, lo más fresco, es una bandolera de algodón fino (o lino) o un Tonga.


Espero que mi experiencia personal y los pequeños “tips” que te he dado te sirvan y puedas seguir disfrutando de llevar a tu bebé en portabebés incluso en un caluroso verano.
Y, si ya has pasado veranos con mucho calor, sería lindo que nos contaras tu experiencia, seguro que a otras familias les va a venir bien : )
Anuncios

20 comentarios to “Portabebés en verano.”

  1. Pilar Says:

    Hola Sol
    Muchas gracias por los consejos. Tengo un bebé de 6 meses y me he comprado un fular y una bandolera de tela de sarga. El fular ya me lo coloco bastante bien pero la bandolera la tengo un poco abandonada ya que no me hago mucho con ella. Seguiré practicando para que cuando llegue el verano la pueda usar.
    Las fotos son preciosas

    • solcreciendojuntos Says:

      Hola Pilar,

      Me alegra que te haya gustado el post (y las fotos ^_^).

      ¿Vives en un lugar muy muy cálido?, si es así, la bandolera, aunque sea una bandolera, si es de tela de sarga (como un fular), os dará el mismo calor que el fular…

      Si no es un clima muy extremo os irá muy bien, incluso puedes seguir usando el fular, como comento en el escrito con nudos “canguro”, de una sola capa, que son los más frescos, esos nudos cubren al bebé casi de la misma manera que lo hace la bandolera, por eso, si el clima es tolerable puedes usar tanto uno como el otro, pero, si es muy cálido (y/o muy húmedo y/o falto de brisa fresca), lo ideal para mí, es una bandolera de algodón finito (pero lo suficientemente resistente ¡claro!) o un tonga según para qué circunstancias, los tejidos más gruesos (como la sarga cruzada de los fulares) realmente se notan mucho, dan bastante más calor…

      Sobre aprender a usar la bandolera, todo es cuestión de práctica : ) seguro que en nada te lo pones sin darte ni cuenta, ¿has mirado el articulillo de “Ajustar la bandolera” ?, ahí puse algunos tips que suelen ayudar.

      Espero que pronto me cuentes lo bien que os manejáis con los 2 portabebés y que en el verano puedas disfrutar de ir juntitos sin pasar demasiado calor.

      Un beso grande y gracias por escribir : )

  2. Jemina - MarcEric Says:

    Cómo me gusta tu manera de escribir!!!! Acabo de enviar el link a esta entrada a una mami que vive en Rio y me preguntaba por un portabebé adecuado para los calores húmedos del verano carioca.

    Sol, eres un idem.

    • solcreciendojuntos Says:

      Ay Jemina, tú sí que eres un Sol, ¡me vas a sacar los colores!

      Qué bueno que puedas enviarle este pequeño escrito, es sólo mi experiencia personal, pero, a veces, las experiencias de otros nos ayudan a llevar mejor las nuestras, espero que la mía le ayude : )

      Cuando estuvimos en Brasil, al sur, en las Cataratas, hacía mucho calor y humedad, y, realmente, allí te das cuenta de que no es lo mismo el calor del verano de algunos sitios y de otros, no por nada los distintos portabebés tradicionales de los diferentes lugares del mundo son tan distintos, y, justamente, el del Amazonas, es el más parecido al Tonga, con la mínima cantidad de tela cubriendo los cuerpos, cosa que, a la vez, me parece mucho mejor que una silla de paseo o un capazo, ¡en la sillita realmente se debe pasar un calor enorme!

      Espero que encuentre su portabebés ideal para esos días agobiantes de calor, y, si se anima, sería genial que nos contara su experiencia : )

      ¡Un besote!

  3. Ana Cardenas Says:

    Tienes un premio en mi blog!

  4. Mónica pe Says:

    Mi opinión, desde mi experiencia, es que es muchísimo más incomodo para los portabebés el frío que el calor. Ahora mismo (vivo casi alado tuyo, Sol) es mucho más incómodo salir a la calle que en verano: todos levamos más ropa que hace bulto, y encima de todo el abrigo, con lo que si hay que ajustar siempre es más difícil, o te tienes que quitar el abrigo y te congelas, y ya lo de dar teta…..
    En cambio en verano es una maravilla, pasas calor igual con niño que sin él, así que….
    Y otra gran ventaja de utilizar portabebés que no has comentado, es que el niño va presumiendo de carne… me encantan los bracillos y las piernecitas ases al aire y tan a mano para hacer cariños y mimos…
    ESTOY DESEANDO QUE LLEGUE EL CALORCITO

    • solcreciendojuntos Says:

      ¡Hola Mónica!
      Gracias por compartir tu experiencia; a mi también me resulta mucho más cómodo el verano, y en especial el verano de aquí, ¡es ideal!, en comparación con el verano rosarino lo de aquí es una suave primavera… ^_^; sí que se puede pasar calor algunas semanas, pero no como allí, y en comparación con lo engorroso que es llenarte de ropa, chubasquero, paraguas, gorros y bufandas, pues… ¡viva el verano!, yo adoro el verano de aquí. Y sí, qué lindo es verlos con poquita ropa, y sentirlos así de cerquita, sin tanta tela entre medio 🙂
      ¡Yo también estoy deseando que llegue el calorcito!
      Un besote y gracias por escribir.

  5. Fernanda Says:

    hola SOL! seguis en argentina—organizas algun encuentro, te dejo mi mail cualquier cosa me gustaria participar, saludos!

    • solcreciendojuntos Says:

      Hola Fernanda,
      Ya estamos de vuelta en España… Este viaje fue un poco especial, casi no paramos en un sólo lugar y, como fuimos los 4, lo dedicamos a estar en familia casi exclusivamente. Pero espero poder volver el año que viene, y, si todo va bien, avisaré con tiempo, así si hay mamás rosarinas (¡o de donde sea!) que quieran quedar, nos encontramos y compartimos experiencias juntas.
      ¡Besos!

  6. Mariana Says:

    Hola, me encanta tu pagina. Entre casi de casualidad por unos videos y no puedo dejar de leer todo y ver las fotos lindisimas que posteas.
    Te cuento que estoy por hacer un viaje a Filipinas con mi bebe de casi 19 meses y 13.5 kgs. y no se que llevar, si un fular storchenwiege de 4.6m o la mochila ergo. Que recomendarias?
    Muchas gracias

    • solcreciendojuntos Says:

      Hola Mariana,
      Perdona por tardar en responder, ¡estos días no llego a todo!…
      La verdad no sabría qué recomendarte, esto de los portabebés es muy personal, cada persona tiene su preferido y cada uno sabe qué portabebés le va mejor en según qué circunstancias…
      De todos modos no sé muy bien si me preguntas qué portabebés sería mejor para el viaje en sí (el trayecto) o para disfrutarlo luego una vez que hayas llegado, si es para esto último, creo que yo me llevaría los 2, para tener de dónde elegir : )
      Para el viaje, tal vez, para aeropuertos y demás, podrías llevarte la mochila, por la rapidez y sencillez para ponerla y quitarla en cada control (que hoy en día te hacen sacarte todo), aunque, como “material de todo uso” es más útil el fular, que puede servirte, entre otras cosas, de mantita si hace frío.
      No se si te he sido de mucha ayuda… Yo, cuando he viajado, me he llevado principalmente la bandolera para el avión, (en especial de pequeñitas) aunque también, en otras ocasiones, me he llevado un mei tai, el Tonga o la mochila, ¡según me diera el día! Ya luego, en destino, suelo llevarme 2 ó 3, principalmente una bandolera o un fular y un mei tai o la mochila, porque allí, según lo que hicieramos, prefería uno u otro ^_^
      ¡Feliz viaje! : )

  7. eva Says:

    Hola lindiña. Te sigo de cerquita aunque no siempre tengo un ratito para escribirte. Me gusta ver lo bien que estás y lo colgaditas que sigues llevando a tus canguritas…

    Y una vez más te molesto para preguntarte… tengo mi fular, una bandolera y una mochila (la manduca: ésta la usa mi querido F. que lo de hacerse nuditos y esto no le termina de convencer… ;-))… y la verdad es que desde que hace unos cuantos posts tuyos vi este otro invento estoy pensando en hacerme con uno. Como bien dices en verano los trapos pueden hacerse muy “calenturientos” (y mi niña es una estufa!) Pero es que además esta redecita tiene un tamaño TAN DE BOLSILLO que me parece genial para llevarla siempre siempre metidita en el bolso (la bandolera aunque es más pequeña que el fular ocupa lo suyo!)
    Mi pregunta es… al tener un apoyo en el hombro mucho más estrecho que el de la bandolera… no te hace daño? Porque con un poco de peso… parece que tiene que lastimar algo ahí en los trapecios no?

    En fin… solo si tienes un ratito me cuentas si? Que ya se que andas muy atareada y todos te mareamos a preguntas! Pero es que siempre me sacas de dudas!

    Gracias de antemano por todas tus sugerencias y mil besiños!

    Eva.

    • solcreciendojuntos Says:

      ¡Hola Eva!

      Qué lindo leerte por aquí : ) Yo también te sigo, o mejor dicho a tu princesita, aunque a veces no tenga tiempo de entrar mucho a Flickr… Me encantan todas las fotos que le haces y me encanta verla crecer (y simplemente verla ¡es tan linda! y tan simpática, me encantan tus fotos de familia, ¡transmiten felicidad!)

      Lo que dices del Tonga, que es “tan de bolsillo”, ¡es exactamente así!, una de las primeras cosas que me sorprendió de ese portabebés es eso, ¡entra en un bolsillo!, y esa, creo, es una de sus principales ventajas, en especial para bebés mayorcitos, que ya caminan, que están en pleno “sube y baja”, para llevarlo siempre en cualquier bolso sin que ocupe demasiado.

      Pero lo que preguntas sobre el apoyo en el hombro… también es así… para mí, el cómo despliega una bandolera, por ejemplo, no tiene comparación, es más cómoda… por eso, para mí, el Tonga es un portabebés “ocasional”, para ratos cortos. Para momentos puntuales es practiquísimo, y para el verano en lugares muy cálidos para paseítos cortos o momentos puntuales me parece ideal, pero para paseos largos no… No distribuye tan bien el peso y te carga la espalda mucho antes que otro portabebés. Ni tampoco lo veo muy bueno tal vez para bebés pequeños que se duermen en el portabebés, porque, en esos casos, no es un portabebés “manos libres”.

      Parece que no se puede tener todo en uno ¿verdad?, es lo que tiene esto de los portabebés, pruebas uno ¡y quieres más!

      La verdad una bandolera pequeñita de algodón fino, de cola corta (corta de verdad) ocupa muy poco espacio, yo tengo alguna así y la guardo en cualquier bolso también, no tiene nada que ver con lo que puede ocupar una de tela de fular o de cola media/larga; es muy pequeñita, me cabe en el bolso y es muy cómoda y versátil. Pero, si ya tienes una “normal” y quieres hacerte con un portabebés realmente pequeñito y fresco, para momentos puntuales, el Tonga está muy bien, lo de poder meterlo en un bolsillo ¡no tiene comparación!.

      Bueno, ¡vaya rollo he soltado!

      ¡Un montón de besos para ti!

      Sol.

  8. Ariana Gutiérrez Vargas Says:

    Querida Sol,
    Qué gusto leerte de nuevo!
    Te enviamos muchos saludos y bendiciones desde México!
    Por cierto, me encantaría saber si puedes enviarme una bandolera para ponernos en contacto ver lo del pago y todo lo relacionado con el envío.
    Espero que puedas hacernos o enviarnos alguna de las bandoleras tan hermosas que hemos visto en tus fotos.
    Saludos sinceros
    Ariana Vargas

    • solcreciendojuntos Says:

      Querida Ariana,
      El gusto es mío, siempre es un placer leerte a ti.
      Sobre la bandolera… Como ya sabes yo ya no coso… me quedaba alguna guardadita pero está a punto de mudarse a su nuevo hogar…
      Podría coserte una para ti, porque sé que quieres una desde hace tiempo, pero no podría decirte para cuándo podría tenerla… ¡no me alcanza el tiempo!.
      Si quieres me escribes al correo “correomarsupina(arroba)gmail.com y vemos qué podemos hacer ¿te parece?.
      Un abrazo fuerte.

      Sol.

  9. Arantxa Says:

    Hola Sol!! Lo primero, me alegro muchísimo de ver que estás bien. Me llevé una impresión tremenda al leer todo lo que te ha pasado este tiempo atrás…
    Yo también te escribo para hacerte una consilta, abusando de tu amabilidad y sabiduría, je,je!!
    Mi niña mayor tiene ya dos años y medio y la peque acaba de echar a andar. Tengo la oportunidad de hacerme con una bandolera, pero no las he usado nunca. Es una de peces salmón, de sarga de algodón fina, según me han dicho. Me gustaría saber si te parece que es muy calurosa, porque en principio la quiero para el verano, en Mallorca ( o sea, bastante calor)…
    Muchas gracias de antemano y besos!!!!!!!!!!!

    • solcreciendojuntos Says:

      ¡Hola Arantxa!
      Gracias por tus palabras, estos días son algo especiales, el mes que viene se cumplirá un año de la hemorragia y… si todo sigue bien, siento que cumpliré un año de vida, uno más de regalo junto a los mios : )
      Sobre la bandolera… la verdad no sabría qué decirte… me gustaría verla y tocarla en directo… Si realmente es fina, puede que os vaya bien, si es de sarga tendrá buen soporte para la mayor y si es finita no será tan calurosa (considerando que en Mallorca hace calor pero, estando rodeada de mar, habrá generalmente alguna brisa ¿?… En Rosario, por ejemplo, hay días en donde el aire no se mueve, no sopla ni una mínima brisa…)
      Por cierto ¿sabías que de pequeña vivimos un tiempo en Mallorca?, hablaba mallorquín ^_^, pero desde entonces no he vuelto, ya no recuerdo nada… ¡qué ganas de volver!
      Bueno, no sé si te he ayudado mucho la verdad… Para mí, para lugares realmente cálidos, lo mejor es una bandolera finita de algodón o lino, pero, todo depende, por ejemplo de la cantidad de tiempo que la uses, de lo calurosas que seáis, del calor verdadero que haga en el sitio, el porcentaje de humedad y la existencia o no de viento o brisa.
      Tal vez puedas verla y tocarla en directo y, conociendo el lugar donde vives, y cómo soportas el calor, hacerte una idea de qué tal os irá cuando llegue el verano.
      Un beso grandote y que disfrutes mucho del porteo! : )

      • Arantxa Says:

        Muchas gracias por tu respuesta, Sol!!
        Claro que tienen que ser unos días muuuy especiales!! Feliz cumpleaños especial!! Deberías celebrarlo, porque hay que encontrar motivos para celebrar la vida, y el tuyo desde luego que es importante.
        Al final no me he animado a comprarla, porque no puedo verla, pero creo que de todas maneras no tendría mucha idea, al ser tan novata en el tema.
        Como no tengo claro qué tipo de portabebé me convendría más, no acabo de lanzarme… Con el fular me apaño regular, no acabo de hacer los nudos bien, y pensé que quizá con una bandolera o un mei-tai me sería más fácil…
        Lo de Mallorca, no es que viva ahí, je,je, qué más quisiera ;0), es en vistas al verano, que estamos planeando ir allí, y por las excursiones que vamos a hacer :0)
        De verdad, muchas gracias por tu ayuda y consejos, tu blog es siempre delicioso de leer y enseña muchas cosas!!!
        Mil besos a tí y tu preciosa familia!!

  10. Portabebés y verano, por Sol « Red Canguro: Asociación Española por el Fomento del Uso de Portabebés Says:

    […] realizado por Sol publicado originalmente en su blog “Marsupina, Mamá Cangura” y reproducido aquí con el permiso de su […]


Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: