Vivencias: Reencuentro (¡con muchas fotos!)

Este fin de semana tuvimos el placer, y la enorme alegría, de re-encontrarnos con queridos amigos, esos que, aunque pase un año sin apenas contacto, en cuanto se presenta la oportunidad, corres a verlos, a abrazarlos, a disfrutar de compartir juntos ese rato que desearías durara para siempre.

Tengo que reconocerles el gran mérito que es, no sólo organizar un asado (maravilloso, por cierto), sino el llegar desde lejos, y, apenas en proceso de “aterrizando”, quedar con los “viejos” amigos, dedicarles un tiempo que vale oro, y agasajarlos como si fuera su casa, haciéndoles (¡haciéndonos!)  sentir como si el tiempo se hubiera detenido, en ese instante, como el del año pasado, cuando otra vez, pudimos compartir una tarde/noche de esas que no quieres que acaben nunca.

Si hay cosas que agradecer en la vida, una de ellas es ésta: conocer a personas maravillosas y, encima, tener la posibilidad de que, aunque la vida nos lleve por caminos diferentes, a tierras distintas, podamos seguir en contacto y disfrutarnos como lo hacemos siempre que tenemos la posibilidad de volver a estar juntos.

Lee el resto de esta entrada »

Nuestras magdalenas navideñas. Ideas para los dulces de Navidad.

Como os comentaba en la entrada sobre las galletas navideñas que hicimos este año, también horneamos y decoramos magdalenas, quedan buenísimas y muy vistosas.

Lee el resto de esta entrada »

Galletas Navideñas. Receta y muchas fotos.

Como siempre, cualquier excusa en buena para hacer y decorar nuestras propias galletas, y, la Navidad es una de ellas : )

Para la masa de las galletas utilicé una modificación de la receta de galletas que ya había puesto alguna vez, y ¡quedó buenísima!, os dejo la receta por si queréis probarla: Lee el resto de esta entrada »

¡Felicidades princesa!

Como ya os había contado en el post de Una Semana sin Pausa, mi princesita menor cumplió 5 añitos, ¡5 años ya!, pero si ella es mi bebé…

Evidentemente ya no tengo bebé…

Está tan linda, tan mayor… ya nada, bucea, monta en bici como nosotros (ya salimos los 4 juntos ¡cada uno en su bicicleta! por cualquier lugar), casi lee y escribe todo, ayer vino encantada del cole diciéndome: “mamá, hoy la profe me dijo que ya me entiende todo lo que escribo sin necesidad de preguntarme nada”. ¡Ains!, ¿dónde está mi bebé chiquitín?…

Aunque por supuesto seguimos disfrutando de acurrucarnos juntas, ella sobre mi regazo como si aún fuera tan pequeñita, y sigue pidiendo a úpa, y nos sigue encantado ir así pegaditas aunque ya pese un montón ^_^

Vivencias: ¡Feliz cumpleaños princesa!

Ocho años ya… Si a veces me parece que fue ayer cuando te sostenía por primera vez en mis brazos, contra mi pecho, tan pequeñita, tan indefensa, tan tierna…

Este sábado fue el cumple de la princesita mayor de la casa y tuvimos la suerte de contar con la visita de “La Abu”, mi mamá ^_^. Gracias a eso (¡y a que son vacaciones!) pude dedicarme con más tiempo, a prepararle detallitos, dulces, sandwiches con formas y algún banderín de tela para decorar. Empecé casi 6 días antes y, aún así…. ¡casi no llego!, pero, justo a tiempo, todo quedó listo para hacer de su día un día aún más especial.

La tarta (torta) y demás no fueron perfectos ¡ni mucho menos!, pero ella estaba feliz, ver sus ojitos al llegar a casa y encontrar por fín la torta armada… ¡no tiene precio! y, escucharla decir: “fue el mejor cumpleaños de mi vida”… ¿Qué puedo decir?, el tiempo y esfuerzo invertidos merecieron la pena con creces, ¡qué felicidad verla feliz!

Lee el resto de esta entrada »

Primavera en galletas. Con tips para crear las tuyas propias.

La primavera me inspira…

El lunes por la tarde hacía mucho viento para quedarnos en la plaza así es que después del cole vinimos a casa, merendamos y nos dispusimos a cocinar galletas.

Primero preparamos la masa, la dejamos reposar según la receta y recortamos las formas.

Como no tenemos corta pasta nos las ingeniamos con tapitas y juguetes de encastre con formas, ¡vienen genial para cortar galletas!, y, de todos modos, a las niñas les encanta crear las suyas propias, no les pude hacer fotos porque esas, a penas salieron del horno, fueron directas a nuestras barrigas, pero Maite, por ejemplo, entre sus muchas creaciones, hizo una que asemejaba a dos volcanes juntos, aunque ella más bien, al volver a verla a la salida del horno, exclamó con los ojazos abiertos: ¡son dos tetitas!.

Ains, estos niños de pecho… me la comería a besos, nos hizo reir a su hermanita y a mí un buen rato, es tan tierna. Lee el resto de esta entrada »